LO HA DECLARADO Mogherini

LO HA DECLARADO Mogherini

La UE condena la expulsión del embajador alemán en Venezuela y amenaza al país con sanciones

En Venezuela la crisis política se complica. La Unión Europea asegura que la decisión de Maduro de expulsar al embajador alemán sólo contribuye a aumentar más la tensión.

La Unión Europea ha condenado "con firmeza" la decisión del Gobierno de Nicolás Maduro de declarar persona non grata al embajador alemán en Venezuela, al que ha dado 48 horas para salir del país, y le ha avisado nuevamente de que el bloque está dispuesto a "usar todas las medidas apropiadas para reaccionar a los acontecimientos actuales", abriendo la puerta a más sanciones.

"La Unión Europea condena con firmeza el hecho de que el embajador alemán en Caracas haya sido apremiado a abandonar el país y expresa su plena solidaridad con Alemania", ha subrayado la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, en un comunicado consensuado previamente con los Veintiocho tras la reunión de embajadores del Comité Político y de Seguridad.

El bloque avisa a Caracas de que "las medidas que dificulten el trabajo diplomático sólo contribuyen a aumentar las tensiones y minan una salida política a la crisis" y ha reiterado que está dispuesto a "utilizar tolas las medidas apropiadas para reaccionar a los acontecimientos actuales".

En la reunión del Comité Político y de Seguridad, España ha planteado al resto de socios la necesidad de "estar listos para responder con más medidas", en concreto con más sanciones individuales, algo que otros países, entre ellos, Francia, Reino Unido, Alemania, Dinamarca, República Checa y Dinamarca, también han dicho estar dispuestos a contemplar, según han informado a Europa Press fuentes diplomáticas.

"Se ha propuesto que estemos listos para adoptarlas si no hay avances. Todo el mundo apoya al grupo de contacto internacional. Todo el mundo sabe que la situación es horrorosa y todo el mundo tiene dudas de si va a haber avances y si no hay avances habrá más sanciones", han resumido otras fuentes diplomáticas, que han asegurado que "nadie" se ha opuesto a más sanciones en caso de que no haya avances.

"La UE continuará trabajando para promover una solución política, pacífica y democrática en Venezuela, incluido a través del Grupo de Contacto Internacional", ha asegurado el bloque en la declaración.

Alemania no ha pedido ningún gesto a sus socios durante la reunión, en la que ha precisado que "llamará a consultas a su embajador" para evitar que parezca que reconoce la expulsión de su diplomático por un Gobierno al que "Alemania no reconoce", han precisado fuentes diplomáticas.

Los países de la UE han expresado "solidaridad" con Alemania por una medida "que no ayuda a los esfuerzos para lograr una solución política" pero han evitado abordar los próximos pasos en el caso de que el Gobierno de Maduro decida expulsar a más embajadores de la UE durante la discusión sobre Venezuela, que se ha prolongado durante una hora.

Acogida y encuentros con Guaidó

El embajador alemán, Daniel Martin Kriener, cuya expulsión ha sido interpretada por fuentes diplomáticas como un aviso a la UE, ha participado en encuentros con Juan Guaidó, al igual que otros embajadores europeos.

Pero fuentes diplomáticas admiten que Caracas ha castigado su especial participación "activa" para organizar un comité de acogida de Guaidó en el aeropuerto de Caracas este lunes a su llegada de una gira por varios países latinoamericanos, en medios de rumanos sobre su posible detención.

También acudieron al aeropuerto el embajador español en Caracas, Jesús Silva, así como los de Francia y Portugal.

El martes además hubo un encuentro con Guaidó en la residencia del embajador español en Caracas y en él participaron los embajadores de España, Francia, Alemania, Portugal, Rumanía, Países Bajos, Estados Unidos, Canadá y Chile, según fuentes diplomáticas españolas.

Todos los países de la UE --salvo Italia, Grecia, Chipre y Eslovaquia--, han reconocido a Guaidó como presidente interino de Venezuela con el cometido de organizar nuevas elecciones presidenciales.

El bloque ha defendido la necesidad de contar con "algún tipo de enfoque común" sobre "los enviados especiales" nombrados por Guaidó. Así, los Veintiocho son conscientes de que si conceden las credenciales diplomáticas de los representantes de Guaidó podría acarrear la retirada de las de los embajadores europeos en Caracas, lo que tendría un impacto negativo para los contactos y la capacidad de asistencia consular a los ciudadanos europeos sobre el terreno. Hay dos millones de dobles nacionales en Venezuela.

La portavoz de Mogherini lamentó este jueves la expulsión del embajador alemán y subrayó que la UE confiaba en que la decisión de Caracas "pueda ser reconsiderada" e insistió en el interés de la Unión pese al "contexto político complejo" de mantener las líneas de comunicación abiertas a todos los actores relevantes, "incluido con el Gobierno del señor Maduro" y en que el objetivo de la Unión a favor de una solución "pacífica y democrática" que pase por nuevas elecciones presidenciales "no ha cambiado".

El grupo de contacto internacional auspiciado por la Unión -con el doble objetivo de facilitar nuevas elecciones presidenciales y la entrada de ayuda humanitaria-- tendrá una segunda reunión ministerial a finales de este mes en un país latinoamericano y la próxima semana habrá una reunión de altos funcionarios para prepararla, según han explicado fuentes europeas.

España, Francia, Alemania, Italia, Portugal, Suecia, Países Bajos y Reino Unido, por parte de la UE, así como Ecuador, Costa Rica, Uruguay y Bolivia por parte de Latinoamérica participan en el grupo de contacto, aunque la Unión ha tratado sin éxito hasta ahora de que se sumen otros países como México, Chile y Perú.

| Madrid | 07/03/2019

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.